Un pequeño resumen de 2012

 

Pensando en el año que acaba de pasar me quedo sin palabras, tantos sentimientos, tantas vivencias… Ha sido muy emocionante, feliz y completo. Pienso en cada una de las parejas que pasaron por delante de nuestros lentes, por nuestras vidas y se han quedado en nuestros corazones. Pienso en las lágrimas de alegría que derrame en cada boda, en alguna sesión; las sonrisas que sacasteis de mí, y los abrazos que recibí. Seguiremos ahí. Espero que la vida vuelva a entrecruzar nuestros caminos. Muchas gracias, por hacer de nuestro trabajo un gran placer.