LÁGRIMAS DE FELICIDAD, EVA Y DAVID

Reportaje de boda civil

La boda de Eva y David, ha sido quizá la ceremonia en la que más he llorado. Muchos factores se reunieron ese día, e hicieron que mis ojos se llenaran de lágrimas. Quizá por que llevaba un par de semanas sin mi pequeño, y cuando  Diego cogió el micrófono y sin dudarlo se dirigió a sus padres, les habló desde el corazón... lloré, lloré como nunca lo había hecho en una ceremonia, sus palabras conquistaron mi corazón y la de todos los presentes, no fui la única que lloraba en la sala… Esta boda prometía ser emotiva y lo fué, todos los kleenex se gastaron y las sonrisas florecieron, que dulces son las lágrimas de la alegría, que buen sabor de boca nos dejan. Hoy, cuando ya han pasado casi dos meses de su boda, aún me emociono y sonrío de alegría.

Recuerdo el primer día que Eva me visitó y me habló de la importancia de sus amigos en su vida, de la calle de los Herreros…. Visualicé la foto en ese mismo instante, ¡y cuánto disfruté realizándola por fin! Más de 20 amigos congregados en la estrecha calle de marcha, yo subida en el marco de una ventana, las chicas tirando de Eva y los chicos tirando de David, fue súper divertido.

Y las emociones no paraban de llenar esta boda, durante la cena muchas sorpresas, lágrimas, sonrisas  y regalos. ¡Da gusto trabajar en bodas así!

 

Vestido: Pronovias

Peluquería: La niña de los peines

Ceremonia civil: Ayuntamiento de Zamora

Restaurante: Nh Palacio del Duero

Reportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civilReportaje de boda civil